“Autorretrato” (1914), de Eastman Johnson

Jonathan Eastman Johnson (29 de julio de 1824 – 5 de abril de 1906) fue pintor estadounidense y cofundador del Metropolitan Museum of Art de la ciudad de Nueva York, con su nombre inscrito en la entrada.

Alberto Muñoz

Jonathan Eastman Johnson (29 de julio de 1824 – 5 de abril de 1906) fue pintor estadounidense y cofundador del Metropolitan Museum of Art de la ciudad de Nueva York, con su nombre inscrito en la entrada. Era más conocido por sus pinturas de género, pinturas de escenas de la vida cotidiana, y sus retratos tanto de gente común como de americanos prominentes como Abraham Lincoln, Nathaniel Hawthorne, Ralph Waldo Emerson, y Henry Wadsworth Longfellow. Sus obras posteriores muestran a menudo la influencia de los maestros holandeses del siglo XVII, a quienes estudió en La Haya en la década de 1850; en su época era conocido como The American Rembrandt. Su obra no fue ajena al vino. Esto lo podemos comprobar en “Autorretrato”, fechado en 1914.

Autorretrato (1914), de Eastman Johnson

Jonathan Eastman Johnson nació en 1824 en Lovell, Maine. Se crió en Freyburg y en Augusta, Maine, donde su padre desempeñó varios cargos al servicio del gobierno. Desde 1840 hasta 1842 trabajó en Boston, en el taller de litografía de J. H. Bufford. Durante los tres años siguientes ejerció como retratista itinerante, viajando por Nueva Inglaterra y Washington, D.C., donde preparó una carpeta de dibujos con retratos de los líderes nacionales. Desde 1846 hasta 1849 siguió trabajando como retratista en Boston. En 1849 se embarcó rumbo a Düsseldorf y, tras estudiar inicialmente en la academia de esta ciudad, en 1851 se matriculó en el estudio del pintor germano-americano Emmanuel Leutze, especializado en temas históricos. En 1850 envió dos obras a la New York American Art Union de Nueva York. En el verano de 1851 viajó a Londres con motivo de la Exposición Internacional y en el otoño de ese mismo año se trasladó a La Haya, donde se quedó cuatro años estudiando las obras de los maestros antiguos. En 1855 estudió brevemente con Thomas Couture en París y en octubre regresó a Estados Unidos. Entre 1855 y 1858 estuvo en Washington, D.C., Cincinnati y Superior, Wisconsin -en donde pintó a los indios Chippewa-, antes de establecer su estudio en Nueva York. En 1859 expuso el cuadro Vida sureña (Nueva York, Historical Society), que lo consagró como uno de los mejores pintores de la vida norteamericana. Desde 1861 hasta 1865 se dedicó alternativamente a hacer apuntes de las tropas unionistas en los campos de batalla de la guerra civil y de los campamentos para la fabricación de azúcar de arce en Maine. En 1869 se casó con Elizabeth Buckley. En 1870 visitó por vez primera la isla de Nantucket y al año siguiente se mandó construir allí una casa de veraneo. Entre 1875 y 1880 pintó la recogida del arándano en Nantucket. A partir de 1881 se dedicó de nuevo al retrato, plasmando a muchos de los personajes más destacados de su época y, en el verano, a los vecinos de Nantucket. En 1885 y en 1897 volvió a visitar Europa. A partir de 1900 trabajó muy poco. Falleció en 1906 en la ciudad de Nueva York.

El estilo de Johnson es en gran medida realista tanto en el tema como en la ejecución. Sus bocetos al carboncillo no fueron fuertemente influenciados por los artistas de la época, pero están más informados por su formación en litografía. Obras posteriores muestran la influencia de los maestros holandeses y flamencos del siglo XVII, así como de Jean-François Millet. Ecos de The Gleaners de Millet se pueden ver en The Cranberry Harvest, de Johnson, en la isla de Nantucket, aunque el tono emocional de la obra es muy diferente. Su cuidadosa representación de los individuos más que de los estereotipos realza el realismo de sus pinturas. El artista ojibwe Carl Gawboy señala que los rostros de los retratos ojibwe de Johnson en 1857 son reconocibles en la comunidad ojibwe de hoy en día. Algunas de sus pinturas, como Ojibwe Wigwam en Grand Portage, son muy realistas, con detalles vistos en el movimiento de fotorrealismo posterior. Su cuidadosa atención a las fuentes de luz contribuye al realismo. Portraits, Girl and Pets y The Boy Lincoln, utilizan fuentes de luz únicas de forma similar a los maestros holandeses del siglo XVII que había estudiado en La Haya en la década de 1850.

Si te ha gustado la obra, visita la tienda online de Licores Reyes y encuentra las mejores propuestas del mundo del vino hoy mismo: https://www.licoresreyes.es/shop


Un artículo de Alberto Muñoz Moral
Responsable de Comunicación de Licores Reyes